Surcos (José Antonio Nieves Conde, 1951) --> En precisos términos, Surcos no surge como una película de consciente y asumido compromiso con el duro discurrir de la gente sencilla y humilde, y sin embargo, en la senda del Neorrealismo italiano (larga era la influyente sombra del Neorrealismo), nos encontramos ante el filme español más pura y llanamente social de la época, hasta el punto de que le podemos conceder cierta naturaleza de carta fundacional en el seno de una corriente que no obstante ya había sido apuntada (sobre todo con rasgos asainetados y costumbristas) y que contará con creciente y paulatino cultivo (sin exagerar) a continuación. Narra la llegada a la gran urbe y las vicisitudes en ella de una campechana familia de pueblo. Por primera vez en el cine español hecho bajo el franquismo, las ventanas se abren a la calle de par en par, totalmente de par en par.

Aviso Legal